¿Sabías que son las celdas electrolíticas: Descúbrelo en este artículo

La celda electrolica está presente en la vida diaria de muchas formas debido a su composición y funciones. Tanto la energía química, como la energía eléctrica, tienen una función muy importante para hacer funcionar diferentes aparatos y equipos que se necesitan día a día para tareas diarias y comunes.

Dentro de las celdas electroquímicas, la celda electrolítica cumple una función fundamental al generar energía eléctrica. Gracias a este tipo de celda es posible generar una reacción, que no hay manera de conseguir de manera espontánea.

Estas se venden como una pieza en el mercado, por lo que si necesitas comprar una celda electrolítica, debes conocer la información que conseguirás en este artículo.

¿Qué es una celda electrolítica?

Una celda electrolítica es básicamente un dispositivo o pieza de la electroquímica, la cual consume energía eléctrica para generar una reacción de óxido que por sí sola no podría generarse. Se diferencia de la celda galvánica por esa razón, ya que la galvánica genera energía eléctrica gracias a una reacción que sí se produce de manera espontánea.

Una celda electrolítica genera energía química a partir de una corriente eléctrica. Generalmente la corriente generada en este proceso, es mucho mayor de la que genera la celda galvánica.

¿Cómo funciona la celda electrolítica?

Antes de comprar una celda electrolítica, es importante tener muy claro cómo funciona. Para entenderlo, debes saber que están compuestas de dos electrodos: un ánodo y un cátodo.

El cátodo en la celda electrolítica es el que está conectado a polo negativo dentro de la fuente de energía. Este es el que se encarga de darle dirección a los iones positivos en el proceso de la electrólisis.

El ánodo, hace el proceso opuesto; esto quiere decir, que este es el electrodo que se encuentra conectado al polo positivo, produciendo una semirreacción de oxidación, dirigiendo los iones de carga negativos.

Por otro lado, la celda electrolítica también cuenta con una fuente de energía que repercute en los procesos electrolíticos, estas pueden ser pilas o baterías conectadas una con otra, para que no se den sobrecargas en el proceso.

Al conectarse tanto el cátodo como el ánodo, la fuente de energía convierte su energía opuesta en corriente eléctrica.

Tanto las instalaciones comerciales, como industriales, usan la celda electrolítica para muchos procesos, algunos de estos son la obtención de hidrógeno y oxígeno a partir del agua. De igual forma, son utilizadas como reserva de energía, ya que pueden generar energía química a partir de la energía eléctrica.

Gracias a la electrólisis, que es básicamente lo que estas celdas generan, es posible llevar a cabo procesos complejos industriales, como la refinación y purificación de metales que se utilizan en cientos de sectores industriales y negocios.

El mercado las celdas electrolíticas en diferentes tamaños y diseños, que pueden ser usadas en diferentes sectores industriales. Hay compañías especializadas en diseñarlas y es posible comprarlas a proveedores oficiales en sus tiendas, así como en plataformas de venta online.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir